La Integración del Divino Masculino Solar en el Equinoccio [Elsa Farrús Rusiñol]

Elsa, con su ilustrado cariño de siempre, explica: “Entramos en una nueva alineación solar, la Manifestación casi inmediata de todo cuanto vibramos en el corazon, a medida que la energía solar se alinea al ser físico. Las capacidades emocionales de nuestro cuerpo de luz, el Icosaedro, se manifiesta en movimientos caóticos o en ligereza. En tanto vamos restaurando nuestro ADN solar, lejos de toda creencia, confusión o ilusión, es el período más intenso al que nos enfrentamos. Para dejar atrás la propia sombra, lo que nosotros llamamos tiempo es un conjunto de realidades donde aprender. Todas son simultáneas y todas se abren en un corazón equilibrado y sin juicios acerca de lo exterior. O aprenderemos de todos ellos que nada es lo que creíamos que era. Hasta irradiar paz interna y ser ligeros. Feliz noche a todos…”

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Sitio web ofrecido por WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: